ALUCINEMA | Masculino Femenino de Godard | Restaurada | Reestreno

"Masculino, Femenino", un (otro) clásico moderno de Jean-Luc Godard

Se reestrenó una versión restaurada del gran film del director francés. Una película que cumple más de medio siglo de rebeldía y rupturismo. una celebración del cine.

Masculino, Femenino
Masculino, Femenino

“Filósofo es aquel que objeta a la opinión pública”.
JLG

Faltaban todavía dos años para las jornadas del Mayo Francés de 1968 cuando Jean-Luc Godard estrenó Masculin, Féminin, largometraje que no se ubica oficialmente en el corpus del denominado “período Mao” del realizador pero que, visto hoy en retrospectiva, opera como un certero adelanto de lo que sería su filmografía más explícitamente política.

Tal como ha sido un recurrente modus operandi de Godard, el film, que acaba de reestrenarse en Argentina en versión restaurada, está montado sobre un no-guión. El tipo que en 1960 partió en dos la historia del cine moderno con Sin aliento (A bout de souffle) y siguió marcando la cancha de la vanguardia durante largos años, filmó su opus con lo que tenía bosquejado en un cuaderno luego de haber descartado dos textos de Guy de Maupassant con los derechos comprados, los cuales a priori se suponía que iba a adaptar a la pantalla grande.

Algunos apuntes sobre "Vivir su vida", de Jean-Luc Godard

En la película, filmada al igual que sus predecesoras en un radical blanco y negro y con sonido directo, casi de trinchera (varias décadas antes de la movida marketinera de Lars von Trier bautizada Dogma 95), tenemos a Jean-Pierre Léaud interpretando a ese joven parisino que tan bien jugaba: comprometido políticamente y errático en sus relaciones sentimentales. Enfrente, en lugar de la por entonces habitual Anna Karina, nos encontramos a la cantante pop Chantal Goya, que por entonces había encandilado al realizador tras un cruce fugaz.

Masculino, Femenino
Masculino, Femenino

El nombre excluyente de la Nouvelle Vague plantea en Masculin, Femenin un versus amigable pero para nada banal. ¿Hay tiempo y espacio para militar ideas políticas contundentes y en el camino enamorarse? ¿Es posible batallar contra el orden constituido y al mismo tiempo entregarse a una historia de amor? Godard, que poco hizo por ocultar su costado machista, se muestra aquí mayormente redimido gracias a una narrativa que da lugar a la rebeldía del personaje femenino a través de líneas de diálogo filosas y un protagonismo que atraviesa al personaje de Léaud.

—¿Sale mucho con chicas?

—A veces. A mi me gustaría dormir con usted. ¿Y a usted?

—Ni siquiera lo he pensado.

Impronta, desfachatez, sensualidad y falsa candidez como physique du rol conceptual y precioso. Las chicas de Godard son el film en si mismo, porque su contrapunto entre masculinidad y femineidad es apenas un disparador para mostrar que ellas pueden y avanzan. El filofeminismo del Godard post Alphaville (uno de sus largometrajes de los 60s con más escenas de violencia machista) aquí aparece como redentor, al tiempo que como puerta a uno de los fotogramas más comentados en la París de aquellos años: el que mostraba a dos hombres trajeados besándose en el baño de un bar.

Masculino, Femenino
Masculino, Femenino

A más de medio siglo de aquella épica guerrillera-cinéfila que impuso el crítico, realizador, guionista y performer a tiempo completo, la restauración y el reestreno en pantalla grande de Masculino, Femenino bien se nos puede antojar como una reafirmación del lugar que ocupa en la historia el Godard ícono de los 60s, el que sin querer se deconstruyó (a su manera) mientras gritaba acción y renegaba de Charles De Gaulle con los Beatles haciendo magia de fondo.

Posmodernidad y después, paredón y fragmentos de un discurso amoroso-socialista. O como imprime en pantalla el autor-montajista poco antes de poner fin al relato: “Esta película podría llamarse ´Los hijos de Marx y de la Coca-Cola´”.

Masculino, Femenino (Masculin, Femenin) Francia, 1966. 105´ No-Guión y Dirección: Jean-Luc Godard. Montaje Angés Guillemot, Marguerite Renoir. Fotografía Willy Kurant. Música Jean-Jacques Debout. Elenco: Jean-Pierre Léaud, Chantal Goya, Marléne Jobert.

Dejá tu comentario